Ver buen cine te ayudará a componer mejor tus fotografías.

La composición fotográfica y el cine.

Hace unas semanas escribí un artículo sobre 40 películas recomendadas para fotógrafos desde el punto de vista de un apasionado del cine que encuentra en las películas una inmensa vía de aprendizaje e inspiración sobre iluminación, composición y teoría del color, entre otros aspectos. En el texto me referí a la película “Drive” de Nicolas Winding Refn como una de las películas recientes que estará entre las más inspiradoras durante los próximos años. Prácticamente cada plano de “Drive” es un ejercicio meticuloso y fascinante de composición fotográfica que te animo a que veas, si no la conoces todavía.

El vídeo que muestro hoy ha sido realizado y editado por Tony Zhou, creador de “Every frame a painting” página de facebook en la analiza una buena colección de películas, casi siempre desde el punto de vista cinematográfico (dirección de fotografía).  Zhou, hace un rápido análisis de la técnica compositiva de “Drive” que argumenta aplicando una simplificación de los cuadrantes trigonométricos.

El vídeo está en inglés, pero si no lo dominas es sencillo de comprender.

Sistema de cuadrantes y composición fotográfica

Como Zhou explica sencillamente, existe una planificación exacta de cada encuadre, donde se toman como apoyo visual los cuatro cuartos resultantes de dividir la imagen horizontal y verticalmente.

Podríamos pensar que esto no es más que una utilización demasiado básica y simplificada de la regla de los tercios, debido a que las intersecciones entre las imaginarias líneas de los tercios quedarían dentro de los cuadrantes, pero lejos de ser un técnica derivada de la regla de los tercios es un complemento a la misma, o incluso, una técnica de composición independiente cuya aplicación consciente constituye una potente herramienta narrativa y no sólo estética.

Potenciar la narrativa y el mensaje

Por encima de funciones estrictamente visuales y estéticas, utilizar el sistema de cuadrantes en nuestras composiciones fotográficas tiene una poderosa función narrativa, especialmente si nos gusta el retrato, la street photography o la fotografía social donde podemos conseguir propagar mensajes contundentes si acertamos con la disposición acertada de los elementos. Jugando con las distancias, la perspectiva y la triangulación podemos provocar diferentes sensaciones y estados de ánimo en cada uno de los personajes.

composicion-fotografica-drive-b-revela2estudio
La acción se desarrolla en el cuadrante II, observa también como existe una conexión triangular entre los cuerpos que establece un vínculo emocional entre ambos personajes.
composicion-fotografica-drive-c-revela2estudio
El rostro de los protagonistas se sitúa en los cuadrantes I y III, las partes izquierda y derecha de la imagen son independientes y el plano funcionaria también aunque faltase uno de los dos personajes, a pesar de ello, se ha creado una triangulación entre ambos que los conecta.
composicion-fotografica-drive-d-revela2estudio
La pareja que tiene una relación sentimental aparece en la parte izquierda y a la derecha, de forma independiente, el mentor del protagonista. Las cabezas de los adultos también forman los vértices de un triángulo perfectamente formado que lleva la mirada hacia la actriz y a la vez, gracias al juego de distancias, potencia la sensación de que ella y su hijo son los más vulnerables.

La composición fotográfica es uno de esos aspectos de la fotografía que a veces los fotógrafos descuidamos un poco, sobre todo, cuando empezamos a realizar nuestras primeras fotos y estamos preocupados por conseguir un exposición correcta y conseguir dominar los controles manuales de nuestra cámara pero, como ves, la composición es tan importante como la exposición y tener un cariño especial por ella puede hacer que la calidad de tus fotografías empiece a progresar y destacar. Sé que en pocas ocasiones tendremos la oportunidad de realizar un análisis previo de las escenas que queremos fotografiar pero será la práctica constante la que nos lleve a interiorizar ciertos parámetros y detalles que podremos aplicar inconscientemente cada vez que disparemos el obturador de nuestra cámara.